Sony vende Sony Online Entertainment

Sony vende Sony Online Entertainment, ahora bautizada como Daybreak Game Company, y con ello abre algunas puertas muy interesantes. Entre ellas, Xbox One.

No diremos que es la sorpresa del año, pero no por ello deja de ser muy interesante la última maniobra comercial de Sony a la hora de vender Sony Online Entertainment, su división encargada de nutrir al PC y a la familia PlayStation de MMORPG además de apostar por un género y un modelo que no tiende a tener una buena acogida en consolas. Es un acuerdo con el que, a priori, nadie saldrá perjudicado si todo marcha al ritmo deseado.

Sony vende Sony Online Entertainment, ahora bautizada como Daybreak Game Company, y con ello abre algunas puertas.

Sony vende Sony Online Entertainment, ahora bautizada como Daybreak Game Company, y con ello abre algunas puertas.

Con la colaboración de Columbus Nova (una firma de inversores americana), Sony Online Entertainment deja de ser un estudio atado a Sony y pasa a ser un estudio independiente que responde al nombre de Daybreak Game Company y que tiene en mente empezar a trabajar para muchas plataformas, lo que incluye Android, iOS y las consolas de Sony y Microsoft. Veremos si Nintendo entra también en juego, pero ya sabemos que estos asuntos tienden a mantenerse al margen… o a ser mantenidos, todo depende de cómo se mira. Pero no es el tema que nos ocupa.

Lo más interesante de la venta de Sony Online Entertainment, además de pensar en los nuevos títulos que desarrollará el estudio (de experiencia y reconocimiento van sobrados) es qué ocurrirá con los juegos que tiene actualmente tanto en desarrollo como en funcionamiento. ¿Veremos el apocalipsis zombie de H1Z1, la libertad de Landmark o la fantasía medieval de EverQuest Next en Xbox One? Saldríamos todos ganando si así fuera.

Desde la recién creada Daybreak Game Company no se mojan sobre el futuro inmediato, pero aseguran pensar en multiplataforma y confían en incluso contar con más recursos que antes para llevar a cabo sus nuevos planes. Con un poco de suerte, de cara al E3 2015 sabemos algo sobre ellos.