Xbox 360 deja de fabricarse

Ha pasado una década desde que la consola de sobremesa más famosa de Microsoft llego a las tiendas y es hora de decirla adiós: Xbox 360 deja de fabricarse.

Han pasado 10 años desde que la consola más famosa de Microsoft llegó a nuestras vidas, pero oficialmente ha llegado el momento de que ceda su lugar a la nueva generación: Xbox 360 deja de fabricarse.

Tras diez años en el mercado, Xbox 360 deja de fabricarse.

Tras diez años en el mercado, Xbox 360 deja de fabricarse.

En un emotivo post en la web oficial de Xbox, Phil Spencer ha querido mandar un mensaje de despedida a la mítica consola que aún tiene sitio en muchos salones y habitaciones de todo el mundo, así como para tranquilizar a los jugadores fieles a Xbox 360: aunque la consola deje de fabricarse, la compañía continuará dando soporte a sus usuarios.

Según Spencer: “Xbox 360 ha ayudado a redefinir una generación entera del mundo de los videojuegos en Microsoft. Estoy increíblemente orgulloso de todo el trabajo y dedicación que se volcó en el desarrollo del hardware, los servicios y los juegos de Xbox 360 durante la última década. Y agradezco a los fans por su continua pasión y apoyo. Gracias a Xbox 360 evolucionamos a Xbox Live desde el original Xbox reuniendo a la fantástica comunidad online que es a día de hoy. Y la consola se convirtió en ese amado centro de juegos y entretenimiento donde se han jugado más de 78 mil millones de horas, se han ganado 27 mil millones de logros y se han pasado más de 25 mil millones de horas en sus aplicaciones.”

Tras diez años Xbox 360 deja de fabricarse, pero Microsoft continuará dando soporte a sus usuarios.

Y concluye: “Xbox 360 significa mucho para todos en Microsoft. Y aunque ha sido un viaje maravilloso, la realidad de fabricar un producto de hace más de una década empieza a pesarnos. Esa es la razón por la que hemos decidido dejar de fabricar nuevas consolas Xbox 360. Continuaremos vendiendo el inventario restante de consolas Xbox 360, pero su disponibilidad variará según el país.”

Como decíamos, el soporte para los usuarios continuará, incluyendo servicios como Xbox Live, la posibilidad de jugar en modos multijugador, el acceso a las apps, así como Games with Gold. Del mismo modo los servidores continuarán activos y online, y la tienda oficial de Microsoft online continuará vendiendo juegos y accesorios, mientras dure el stock.