Ya tenemos uno que añadir a la lista, hablamos del juego maldito: Bedlam. Un título que parece gustar a pocos, pero que guarda algo más que gráficos malos....